Hagas lo que hagas, ¡siempre estará mal!

Si no das teta o das poco tiempo, mal, no te preocupa la salud de tu hijo.

Si das teta demasiado tiempo, mal también, eres una vaca lechera

Si lo tienes siempre en brazos, mal, lo vas a mal acostumbrar

Si lo dejas en la cuna, mal también, no tienes apego

Si lo metes en tu cama, mal, eres una radical

Si lo llevas a su habitación, mal también, eres una despegada

Si sales para despejarte de la crianza, mal, prefieres salir que estar con tu hijo

Si no sales porque estás criando, mal también, hay que salir para despejarse

Si trabajas fuera, mal, eres una mala madre

Si decides no trabajar fuera, mal también, eres poco productiva

Si no le das de comer sano, mal, te da todo igual

Si le das de comer demasiado sano, mal también, eres una hippie

Si te preocupas demasiado, mal, eres una histérica

Si no te preocupas tanto, mal también, eres una pasota

Si lo llevas al cole público del barrio, mal, tu hijo no va a ser bilingüe

Si lo llevas al mejor cole de pago, mal también, eres una elitista

Si le dejas ver la tablet, mal, eres una despreocupada

Si no le dejas ver la tablet, mal también, eres un sargento

Si le riñes, mal, hay que dialogar

Si no le riñes, mal también, hay que poner límites

2 

Visto lo visto, hagas lo hagas, a alguien le va a parecer mal, así que…

¡Hagamos lo que nos salga del pijo! (Uy, ¿¿¿he dicho pijo??? ¡Mal!)

Anuncios

12 comentarios en “Hagas lo que hagas, ¡siempre estará mal!

¡Coméntanos!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s