DisneyLand Paris 2017

portada

Como muchos ya sabréis, Minijiji ha podido disfrutar unos magníficos días en Disneyland Paris. Nosotros ya habíamos estado antes y os tengo que decir que con niños, el parque tiene otra magia.

Intentaré hacer dos post, uno (este) donde explicaré nuestro viaje y el siguiente, en el que os contaré los errores que yo he cometido y consejos por si os sirven y así no los cometéis vosotros también.

Os diré que antes de planear mi viaje me informe y pregunté en más de cinco agencias diferentes, pero sinceramente el precio es muy parecido en todas, 20€ más arriba, 20€ más abajo. Nuestra ultima opción era mirarlo directamente por la página online de Disney, el precio era el mismo, con el inconveniente que lo tienes que pagar todo al contado en el momento de hacer la reserva, en cambio con El Corte Ingles estuve pagando el viaje durante cuatro meses antes de irme. Así que comparad, pero en mi caso, la ganga no la encontré.

DÍA 1:

Salida en avión desde Barcelona a Orly, la verdad que el aeropuerto de Orly W. es un aeropuerto bastante pequeñito así que no tuvimos ningún problema. Teníamos contratados los traslados con los Autobuses Magical Shuttle y la verdad que nos tocó esperar cerca de una hora en la estación de autobuses, pero bueno, la espera merecía la pena. Aproximadamente tardamos una hora desde el aeropuerto hasta nuestro hotel, el Hotel Santa Fe (es el último de la ruta, pero no el más alejado del parque, está igual de lejos que el Cheyenne. He estado en los dos y si tenéis la oportunidad, el Cheyenne es más bonito, ¡por lo menos para mi!, eso no quiere decir que el Santa Fe sea malo, simplemente otra temática.) Llegamos al hotel sobre la 13.00 del medio día, check-in bastante rápido, nos atendieron en castellano y teníamos ya la habitación disponible así que fuimos a dejar maletas y directos a disfrutar del parque. Cada 15 minutos aproximadamente pasa el autobús que te lleva de tu hotel al parque y viceversa, también tienes posibilidad de hacerlo andando, 20 minutos aproximadamente pero muy llevaderos. Nada más llegar al parque, teníamos a Minnie que nos estaba dando la bienvenida y cómo no la íbamos a saludar (previa cola de 10 minutos of course). Nos adentramos al parque, vimos el impresionante castillo y nos fuimos a comer. Para comer tenéis diferentes tipos de comida, desde perritos/hamburguesas a diferentes tipos de buffets, tex-mex, americanos, etc… Después de comer, como no podía ser de otra manera empezamos el parque por Fantasyland. Ahí, podéis encontrar atracciones para los más peques: tiovivos, los Dumbos voladores, las tazas y sobretodo, lo que no os podéis perder porque los peques salen alucinando, es It’s a small world. Tengo que decir que nunca me gustó esta atracción pero desde que la han renovado para el 25 aniversario ¡es muy bonita! Seguidamente nos fuimos a ver el Desfile, no os lo podéis perder, los personajes interactuan con los peques y sientes toda la magia Disney al momento. Después aprovechamos para dar una vuelta y familiarizarnos con el parque. Como dentro de nada celebran el 25 aniversario, estaban bastantes cosas en renovación, pero pudimos aprovechar bastante el parque. La primera noche vimos los fuegos del castillo desde la Plaza Central, y la verdad que fueron preciosos. Entre semana el parque cierra a las 20.00 (supongo que dependerá de la época del año), así que después de los fuegos nos dirigimos al hotel y a cenar en su restaurante con tipo de comida Tex-Mex, de buena calidad y con la ventaja que tienes la habitación a pocos minutos.

DÍA 2:

El querido reloj de mi hija decidió que las 7.00 de la mañana era una buena hora para levantarnos, así que ahí estábamos a esa hora preparándonos para ir a desayunar, cogimos todos los bártulos y nos fuimos al desayuno del hotel, desayuno continental, correcto, bollería, pan, embutido, cereales, galletas, fruta… A la llegada del hotel te dan una tarjeta con la hora aproximada a la que tienes que ir a desayunar. Hay bastante cola, así que id sin prisa. A las 9 ya estábamos dentro del parque, el parque no abre hasta las 10.00 pero para los que nos alojamos en sus hoteles nos dejan acceder a la zona de Fantasiland dos horas antes. Como el día anterior no pudimos ir a ver a las princesas nos pusimos hacer cola desde primera hora. ¡ Dos horas de cola para ver a una princesa! (Aurora fue la afortunada) mi cara tuvo que ser un poema cuando vi que solo había una. Después fuimos a ver la atracción de Peter Pan, muy bonita pero siempre está llena de gente, de ahí fuimos a la casa de Mickey Mouse, que suele tener también una cola de 45 minutos aproximados. (Esta claro, que para ir a estos sitios os tenéis que armar de paciencia). Paseamos un poco por el parque hasta la hora de comer, haciéndonos fotos con los personajes, en esta casa nos hemos hecho muy fans del pato Donald. A las 14.00 teníamos reserva en el AUBERGE de Cendrillon, que es donde tienes la suerte de ver a las princesas sin hacer cola y vienen a tu mesa de una en una (en total cuatro princesas y un príncipe, en nuestro caso, Rapunzel, Blancanieves, Cencienta y la Sirenita y el Príncipe Erik.) Después de comer fuimos de nuevo a ver la carroza y hacernos alguna foto con los personajes que nos encontrábamos por el camino y subirnos en alguna atracción. A las 19’00 nos pusimos en frente del castillo para ver los fuegos artificiales desde primera fila, bueno, mejor dicho, dejamos al papa en primera fila y nosotras nos fuimos de compras, ¡que peligro tenemos! A las 20.00 empezaron los fuegos, preciosos, id con tiempo porque se llena de gente y os aseguro que no es lo mismo verlo de lejos . De ahí nos fuimos a cenar a Village Disney una zona de ocio con muchos restaurantes y muchas tiendas. Acabamos de cenar, coger el autobús y de vuelta a nuestro hotel que ¡mañana, era otro día!

DÍA 3.

Este día lo dejemos reservado para ir al Disney Studio, como sabíamos que abrían más tarde (10.00) aprovechamos para hacer la reserva en el café de Mickey: genial, espectacular, mientras desayunábamos nos vinieron a ver Mickey, Tigger, Goffy y Chip y Chop, la verdad que fue una experiencia única y ver la cara de los niños era lo más, y no solo de la mía, ¡es que estaban todos alucinados!. Una vez desayunamos y con las pilas cargadas, nos dispusimos a entrar a Hollywood Studios. Era sábado y había muchísima gente en casi todas las atracciones, las colas eran de más de dos horas y eso que estamos en temporada baja, no me quiero ni imaginar como tiene que estar el parque en pleno agosto. La verdad que hicimos poco en el parque ya que aquí es donde están las grandes atracciones y solo nos pudimos montar en la atracción de los Cars y nos fuimos a hacer cola para el espectáculo Moteurs Action. Lo tenéis que ver si o si porque la verdad es que es muy impresionante. Como había tanta gente y estaba visto que Minijiji no se iba a montar en nada, volvimos al parque Disneyland y aprovechamos para ver el espectáculo de Frozen en Frontierland, precioso, si lleváis princesas o príncipes no dudéis en ir. Pasamos la tarde paseando por el resto del parque, y como os he comentado, gente por todas partes. Como era fin de semana, los parque cerraban más tarde, 20.00 Studio y 21.00 Disneyland. Aprovechamos y ya que habíamos visto el espectáculo final de Disneyland dos veces decidimos ir a ver el de Studio. Me gusto a pesar de no saber nada de Star Wars, así que si tenéis algún fanático, le encantará. Volvimos a cenar en el Village y nos fuimos andando hacia el hotel (20 min aprox.) sin prisa, ¡ era sábado noche!

DÍA 4:

Llego el día de la despedida, organizar maletas, mirar horarios y planearlo, todo. Cogíamos el vuelo a las 17.55h, así que hasta las 14.35 disponíamos de unas horitas para poder disfrutar del parque. Mientras papa dejaba las maletas en consigna (con su cola correspondiente), Minijiji y yo aprovechamos para hacer la cola para el desayuno. Desayunamos y nos disponíamos a ir en bus al parque, pero al ver la cola supimos que no entraríamos en el primer autobús, así que para estar sentados y quietos decidimos ir andando. Como ya teníamos todos los objetivos cumplidos, aprovechamos para que Minijiji decidiera donde quería ir, it’s a small world, laberinto de Alicia (que le chiflo), las tazas, Dumbo… compras de ultima hora, comer y a buscar las maletas que nuestro viaje se acaba…

Tomamos el autobús, cogimos el avión y así acabó nuestro maravilloso viaje de Disney.

¿Vas a Disneyland Paris en breve? Tienes alguna duda? La semana que viene os contare mis errores en Disney y lo que yo no volvería hacer, pero si tienes algún truco ¡estaremos encantados que nos lo contéis!

 

 

Anuncios

7 comentarios en “DisneyLand Paris 2017

  1. Pingback: DisneyLand Paris 2017 | Ni Blog, Ni Bloga – Tu web de Ocio Infantil

¡Coméntanos!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s